lunes, 1 de septiembre de 2014

Andaluces de Alcalá ante la política cultural alcalareña

Muchos alcalareños se preguntan cuál es la política cultural que se sigue en nuestro municipio. Ésta es sin duda una buena pregunta que quizá ni los mismos responsables puedan responder. Como muestra de la ausencia de una política cultural seria y responsable pueden servir algunos botones referidos a la gestión de los principales espacios destinados a tal fin:

-          Teatro Riberas del Guadaira: siguiendo la información que aparece publicada en su propia web (http://www.teatroriberasdelguadaira.com/eventos/2014-01), el Teatro ha sido utilizado en once ocasiones en lo que llevamos de año. Se ha usado para lo que se ha destinado once de doscientos cuarenta y cuatro días. Los números cantan y pese a éstos seguro que todavía alguno pretenderá hacernos ver una realidad que no existe hablando de la “mejor temporada” (http://www.ciudadalcala.org/noticias/Noticia/2276/el-riberas-del-guadaira-completa-su-mejor-temporada-con-la-ovacion-de-35000-espectadores#.U_10qqPwMvs). Resulta evidente que llevaban razón quienes ya apuntaron que se trataba de una obra faraónica y megalómana, adjetivos a los que debemos añadir el de infrautilizada.


-          Teatro Gutiérrez de Alba: conforme a los últimos datos públicos (BOJA de 28-4-2014, número 80, página 94), se constata que en 2010 se organizaron 35 actividades y no se cubrió ni el 70% de sus costes y en 2011 el número de eventos bajó hasta las 29 con las que únicamente se cubrió el 32,49%. A la vista de tales datos, la gestión sólo puede ser calificada como pésima.

-          Bibliotecas Municipales: como ya denunciábamos el 9-11-2013, el cierre en fines de semana no solo se ha mantenido sino que verano se ha extendido a todas las tardes. No hay ninguna biblioteca pública abierta en Alcalá ninguna tarde del verano. Sin demasiado esfuerzo advertimos que se trata de un período no lectivo en el calendario escolar, que es cuando los días tienen mayor número de horas de luz y cuando la disponibilidad de los escolares es mayor, así como cuando las vacaciones son disfrutadas por mayor número de vecinos. Pues bien, nada de esto se les ocurre a nuestros responsables municipales, que, lejos de la lectura, están ocupados con otra clase de tareas. Así se evita el mundo de los libros y se promocionan institucionalmente otra clase de comportamientos que son los que interesan a algunos y a los que al parecer se dedican en exclusiva. Llamamos al equipo municipal a que faciliten que los alcalareños podamos leer en las Bibliotecas durante los fines de semana y tardes veraniegas.

-          Información cultural: si atendemos a la información publicada en la web oficial del Ayuntamiento podemos observar también el más que preocupante desfase informativo (http://www.ciudadalcala.org/noticias/actualidad/Pagina/1/Buscar/gu%C3%ADa%20cultural%20del%20mes). La última información – a día 26 de agosto de 2014- se refiere al día 10 de junio de 2014. Esa es la última y más reciente “Guía Cultural” publicada en la sección de “Noticias-Actualidad”. La apuesta por las nuevas tecnologías es deprimente  y gestionada con criterios de inutilidad mayúscula.

Pues bien, tras este sencillo análisis de situación, pasamos a proponer algunas alternativas para el debate público desde Andaluces de Alcalá. Nuestro compromiso con la cultura es inquebrantable y desde nuestra más honda preocupación por la desatención municipal del asunto planteamos:

-          Debate público sobre la reconversión de los espacios sobredimensionados, como es el Teatro Riberas del Guadaira
-          Actualización de la página web municipal con carácter semanal en el apartado cultural
-          Apertura en horario de tardes y fines de semana de las Bibliotecas Municipales
-          Plan de lectura que acerque los libros a la Piscina Municipal durante los meses de verano
-          Recuperación del Festival Flamenco
-          Elaboración de un Plan Cultural por distritos
-          Apuesta por contenidos culturales alternativos en todas las disciplinas (cine, danza, teatro, música, poesía, etc.)
-          Gestión directa transparente y participativa de los espacios destinados a fines culturales, que pueden ser cogestionados por entidades culturales locales que cumplan con ciertos requisitos (creación de empleo mediante fórmulas de economía social, presentación de un proyecto cultural para la temporada, atención a todas las disciplinas culturales, apuesta por los jóvenes creadores, etc.)

Un pueblo culto es incómodo para los poderosos. Hay a quienes no interesa que la cultura llegue a todos los rincones e impregne la vida municipal. A la vista están las deliberadas estrategias de exterminio cultural aplicadas sobre la base de un modelo privatizador, ineficaz y megalómano. Frente a ellas, llamamos a la cordura y al sentido común, a la mejor tradición cultural andaluza para desde la ciudadanía plantear alternativas que cambien el estado de las cosas. No tiene ningún sentido que mantengamos una deuda pública de 88.576.000 euros (1199 euros por habitante) si ni siquiera invertimos en cultura. Que de 8.116 localidades del Estado estemos en el puesto 490 en cuanto a nivel de endeudamiento es algo que sólo nos degrada como alcalareños, y que además no redunda en una política cultural de calidad para nuestro pueblo. Por ello, proponemos dignificar desde la cultura, transformar radicalmente nuestra realidad desde verdaderas palancas de cambio. Ese es nuestro compromiso como Andaluces de Alcalá con la cultura y con el municipio.

Andaluces de Alcalá, 1 de septiembre de 2014

No hay comentarios: