martes, 6 de agosto de 2013

Andaluces de Alcalá en el 77º aniversario del fusilamiento de Blas Infante

El próximo sábado, 10 de agosto, se cumplen 77 años del fusilamiento sin juicio –es decir, del asesinato- de Blas Infante a las afueras de Sevilla.
La figura de Blas Infante ha sido desde siempre una silueta incómoda, difícilmente encasillable por los dogmatismos al uso, y que ha sufrido el desprecio de unos por considerarlo peligroso, subversivo y transgresor, y la mixtificación de otros que han simplificado su mensaje en una serie de consignas descontextualizadas de un tiempo y de unas obras que en realidad muy pocos han leído, incluyendo a muchos de los que han dicho y siguen diciendo gobernar en su nombre.  
Las últimas investigaciones –algunas de las cuales por suerte están siendo publicadas- están arrojando luz sobre su figura y nos están enseñando un Blas Infante alejado de tópicos. Seguir manteniendo a estas alturas que lo que caracterizaba a Blas Infante por encima de cualquier otra cosa era ser “un buen hombre”, que perdió la vida por ser “un demócrata”, o que simplemente fue “un republicano más”, como los discursos oficialistas nos intentan hacer ver, es hoy más que nunca un despropósito y una desfachatez. Blas Infante era todo eso, pero por lo que fue vil y cobardemente asesinado fue por ser un claro enemigo de los opresores y los terratenientes, por defender gratuitamente con su profesión de abogado a quienes no podían pagarse uno, por cuestionar constantemente el orden de cosas que el golpe de julio de 1936 no vino más que a terminar de darle forma, por enfrentarse y cuestionar científicamente las intocables raíces histórico-místicas de la españolidad, y por reivindicar una Andalucía libre compuesta de hombres y mujeres libres, como personas y como colectividad.
Hoy Andalucía está muy lejos de la que ideara Blas Infante. Más bien se ha convertido en lo que éste menos deseaba: paro estructural, emigración cíclica, acaparación de tierras y medios de producción, deslocalización, privatización, analfabetismo funcional, y todo un sinfín de improperios que debe empujarnos como pueblo a salir a la calle a defender las conquistas que tanto esfuerzo nos han costado, a nosotros y a nuestros predecesores.
Para este próximo fin de semana hay convocados diferentes actos organizados por diversos colectivos para conmemorar el LXXVII aniversario del asesinato de Blas Infante, los cuales apoyamos y secundamos desde Andaluces de Alcalá, por lo que animamos a todos los alcalareños y alcalareñas, y por extensión a todos los andaluces y andaluzas de conciencia, a que participen y demuestren con su presencia que el pueblo andaluz sigue vivo y que está dispuesto a defenderse.


Andaluces de Alcalá, a 6 de agosto de 2013.


No hay comentarios: