sábado, 29 de diciembre de 2012

La “cornisa” de Los Alcores a proteger.

Los alcalareños tenemos la suerte de vivir en una ciudad que cuenta con elementos patrimoniales de primer orden. A nuestros dos castillos, molinos y río, hay que sumar la majestuosa estampa de la “cornisa” de Los Alcores, plagada de restos arqueológicos y rincones que conservan, aún hoy, vegetación autóctona.
Dentro de Los Alcores, la llamada “cornisa” dibuja un hermoso perfil desde el horizonte, es por eso que fue catalogada como paisaje sobresaliente en el “Plan Especial de Protección del Medio Físico de la Provincia de Sevilla”: el PS-1 y el PS-2 y, con posterioridad en el Plan de Ordenación del Territorio de la Aglomeración Urbana de Sevilla (POTAUS).
Gandul
Es en la “cornisa”, en un sentido amplio, donde reside la grandeza, lo maravilloso de Los Alcores, su secreto. La “cornisa” es el punto justo donde el Alcor saluda a la vega para encontrarse con el viento, que veces azota violento y furioso, por eso los visueños llamaron a su grupo ecopacifista “Solano”, que es la forma que tenemos los alcoreños de nombrar a nuestro viento de levante. Es este un lugar aún “salvaje”, símbolo y logotipo para algunos, como pasa con la Asociación Cultural “Cornisa de Los Alcores”, donde existen, aún, lugares por explorar al lado de casa, a pesar de la creciente presión urbanística, expoliadora, extractiva y a la insostenible política municipal y autonómica.
En general la riqueza patrimonial de los Alcores y en particular de la “cornisa”, se ha puesto de manifiesto en numerosos trabajos de carácter técnico y educativo, sectoriales o generales. Por citar algunos de los últimos: “El patrimonio de Los Alcores-una propuesta de Parque Cultural”, editado por la Plataforma en Defensa de Los Alcores; “El Viso antes de El Viso” “Una introducción a la Prehistoria, la Protohistoria y la Historia Antigua” de Juan Antonio Martínez o “Alrededores. Una geografía patrimonial por Los Alcores y El Aljarafe” de la Universidad de Sevilla. Estos trabajos de investigación o estudios de difusión, si bien han contribuido al conocimiento de la riqueza de la zona, no han impedido parar las tropelías y las políticas especulativas en la comarca.
Por centrarnos en la nuestra localidad, Alcalá de Gudaíra, se ha permitido las instalaciones de la Hacienda de la Boticaria, el malogrado campo de glof, el sector urbanizado del club de tiro, la construcción de casas en el “Rincón de Alcalá”, configurando un nuevo núcleo de población con un impacto paisajístico más que evidente, en un lugar con restos de vegetación primaria, el abandono de los molinos de los arroyos de Marchenilla y de "La Madre", se ha convertido en páramo las antiguas instalaciones de la factoría de "Tableros", se ha autorizado la construido viviendas en X, las extracciones de albero en "Las Majadillas", "La Lapa" y "La Isla", el abandono de la aldea de Gandul, el abandono de las instalaciones del campamento de “Las Canteras”, la construcción de edificios de “Proyecto Hombre”, el expolio de los yacimientos arqueológicos, la utilización del arado en profundidad en “La Mesa” y un largo etcétera.
Andaluces de Alcalá, transcurrido un año de la presentación del libro “El Patrimonio de Los Alcores-una propuesta de Parque Cultural”, felicita a la Plataforma en Defensa de Los Alcores por el trabajo realizado y le anima en su tarea en defensa de otro modelo de desarrollo.


Andaluces de Alcalá, a 29 de diciembre de 2012.

No hay comentarios: