miércoles, 7 de noviembre de 2012

No a lo Makro y sí a lo micro



En las últimas semanas hemos asistido a repetidas declaraciones de nuestros dirigentes municipales donde se loaban las grandezas de las grandes superficies. No era casualidad: Makro llegaba a Alcalá. Y rápidamente el Ayuntamiento se prestaba a la firma de un convenio de colaboración justificándose en la “creación de 105 empleos directos”.
Puede ser cierto que Makro cree 105 empleos en nuestra localidad. Pero quizá sea más cierto decir que Makro crea 105 subempleos. Y a la misma vez también destruye quizá más de esos 105 empleos. ¿Nadie se ha parado a pensar que las grandes superficies comerciales compiten deslealmente con el pequeño y mediano comercio, destruyen puestos de trabajo y son un foco de acumulación capitalista? ¿Nadie ha cuantificado el coste sufragado por los impuestos de todos los alcalareños en infraestructuras varias para que Makro haga negocio? ¿Nadie se ha acordado de los empleos directos que se destruye con esta política económica en el sector local de alimentación y otros productos? ¿Cuánto tiempo tarda la recaudación diaria de estos centros en abandonar nuestra localidad? ¿Dónde paga Makro sus impuestos? ¿Qué tasa de beneficio reinvierte en Alcalá?
El caso de Makro no aporta nada nuevo. Alcalá ha asistido desde hace algunos años a las constantes inauguraciones de grandes superficies comerciales. Sin duda, éstas son una clara expresión del modelo de acumulación capitalista, que nuestros gobernantes potencian como emblema de su gestión sociolaboral. Todos pagamos para que solo unos pocos ganen. Y es que de alguna manera hay que esconder que ya son 11265 las personas desempleadas en Alcalá de Guadaira y la tendencia sigue creciendo.
Sin embargo, desde Andaluces de Alcalá no nos resignamos ante esta situación. Creemos que es posible construir otro modelo económico donde el objetivo sea el pleno empleo y la ocupación, el reparto de la riqueza y el desarrollo sostenible que no agreda al medioambiente. Por ello, proponemos un cambio drástico en la política económica municipal y entre otras ideas lanzamos algunas propuestas para el debate:
a)      Cambio radical en la política económica y comercial, restringiendo la apertura de grandes superficies y propiciando el desarrollo del comercio local a través de un plan de inversiones que atienda a transportes públicos, aparcamientos y campaña de promoción.
b)      Imposición de una tasa única a todas las entidades bancarias con sucursales abiertas en Alcalá que efectúen transacciones especulativas. La recaudación de esta tasa debe destinarse a desarrollar un plan de choque contra el desempleo
c)      Creación de una cooperativa local de servicios financieros, que facilite el crédito a PYMES y emprendedores locales  en condiciones óptimas.
d)      Constitución de un fondo municipal de inversiones sociolaborales para participar en sociedades mixtas que generen empleo en la localidad.
e)      Puesta a disposición del patrimonio municipal sin uso a concurso de ideas empresariales para la gestión ética y sostenible del mismo.
f)        Impulso de un plan de ahorro energético a través de la instalación de sistemas de microgeneración (placas solares, minieólicas, minihidráulicas) que autoabastezcan a viviendas, locales, comercios e industrias.
g)      Desarrollo de cooperativas agroalimentarias que envasen, distribuyan y comercialicen la producción agraria local de acuerdo a una planificación de canales cortos de distribución.
h)      Compromiso con la compra pública ética. El Ayuntamiento debe suscribir el compromiso de adquirir bienes y servicios de proveedores que respeten los derechos sociales y medioambientales. En este sentido deben incorporarse cláusulas que garanticen este principio en todas las licitaciones públicas.
 Andaluces de Alcalá

No hay comentarios: