domingo, 20 de marzo de 2011

Demos una oportunidad a la paz. ¡Paremos la intervención militar de la OTAN en Libia!

Desde Andaluces de Alcalá manifestamos nuestra más profunda y rotunda repulsa a la intervención militar de la OTAN en Libia. Una vez más, el Gobierno, en este caso del PSOE, ha decidido lanzarnos a una guerra olvidándose de viejas promesas vertidas con la salida de las tropas de Irak, sin consultar a la población, e incluso, incumpliendo el trámite previo de aprobación parlamentaria. Hoy, 19 de marzo de 2011, han despegado desde Torrejón de Ardoz aviones militares para realizar sus primeras misiones de ataque.

En las últimas semanas hemos asistido a toda una serie de noticias falsas y medias verdades en relación con el conflicto de Libia, una auténtica campaña de desinformación necesaria y previa a la intervención militar. Ante la guerra que se avecina, como ciudadanos que deseamos la paz, debemos basar nuestra posición en el más riguroso respeto a la soberanía de cada pueblo y su libertad para escoger el mejor camino que crea oportuno para forjar su propio modelo de vida, y de entender y situarse en el mundo.

Nuevamente se ha utilizado la ONU como escudo para dar apariencia de “legalidad” a la decisión de atacar Libia. Se nos quiere hacer creer que “todos” deseamos una nueva guerra, y no es así. La decisión de atacar a Libia la toma el Consejo de Seguridad de la ONU, integrado por 15 estados miembros, 5 permanentes -presencia perpetua, nadie los vota- y con derecho de veto. Las decisiones que afectan a amigos de EE.UU, como es el caso de Israel, no se hacen cumplir y otras, como es el caso de Libia, se ejecutan en el mismo instante de la votación, sin tener en cuenta el anunciado alto el fuego ni las peticiones de contacto y envío de observadores realizadas por el gobierno libio . Hablando estrictamente, este órgano de gobierno no es democrático y no nos representa a los ciudadanos y a los pueblos.

Consideramos que los estados y organismos que han respaldado o se han involucrado en otras intervenciones u ocupaciones contra poblaciones civiles (Irak, Afganistán, Palestina, Chechenia,…) o que han negociado y fomentado el mercado de armas con gobiernos represivos, NO tienen autoridad moral ninguna ni pueden ser dignos de confianza para la resolución del conflicto que vive la sociedad Libia, pues son corresponsables de crímenes contra las sociedades civiles afectadas por sus políticas militaristas. Lo que deben hacer es mandar ayuda humanitaria a Libia y renunciar a toda intervención militar.

Una vez más, denunciamos la doble moral de unos gobiernos llamados democráticos, que al mismo tiempo que bombardean Libia, permiten el aplastamiento de los opositores al régimen de monarquía absoluta en Bahrein a manos de tropas de otra monarquía feudal, la de Arabia Saudita, en contra de la inmensa mayoría de la población que exige un cambio de régimen. ¡Basta de hipocresía y de intervensionismo por intereses estratégicos y económicos! Detrás de la intervención militar en Libia se encuentran los intereses económicos derivados del petróleo, y no como se nos quiere hacer creer, la defensa de la población civil.

Andaluces de Alcalá reconoce que Libia no es su modelo ideal de Estado a seguir, pero pensamos que el mundo sigue siendo demasiado grande y complejo como para continuar intentando imponer un solo modelo de vida, basado además en la globalización ultraneoliberal, máxime cuando se hace, como venimos diciendo, a través de la agresión directa y cruel sobre la población inocente e indefensa.

Igualmente denunciamos la posición de vasallaje ante los EE.UU de los gobiernos español y andaluz, ofreciendo con pleitesía la utilización de las bases militares estadounidenses de nuestro territorio, Rota y Morón, para otra guerra más, y les exigimos una labor activa real en busca de la paz. Es el momento para que todos los grupos sociales, sindicales y políticos se posicionen en contra de la guerra apoyando cuantas acciones sean convocadas.

Andaluces de Alcalá, 19 de Marzo de 2011
Andaluces de Alcalá
andalucesdealcala@gmail.com

No hay comentarios: